Diferentes tipos de SSD y cuál comprar

Hace ya bastante tiempo, os contaba cómo instalar un SSD en vuestro portátil. Han pasado 3 años y, como cabe esperar, las cosas han cambiado bastante. El precio de los SSD ha caído drásticamente, aunque no tanto como cabría esperar. Y sí, aunque los SSD tal y como los conocíamos son más baratos, el marketing se ha encargado de ofrecernos nuevas tipologías que nos harán temblar el bolsillo. Y esto es lo que vengo a contarte hoy: ¿Cuántos tipos de SSD existen? ¿Qué ventajas ofrecen? ¿Qué precios tienen? Quédate y en pocos minutos lo sabrás todo sobre ellos.

Como resumen inicial, lo más importante que vas a leer aquí tratará sobre las diferentes interfaces de conexión según la tipología de SSD y de sus factores de forma. En realidad, el tipo de memorias son «las mismas». Con el tiempo, se fueron mejorando las memorias de las unidades de estado sólido hasta que el problema ya no era la velocidad de la propia memoria, sino la velocidad que permitía el puerto al que estaban conectadas. Por mucho que tengas un ferrari, a más de 120 no puedes ir, ¿verdad? Esta es la principal diferencia entre tipologías de SSD: buscar un puerto de conexión lo suficientemente rápido como para poder seguir evolucionando las memorias y los controladores, y continuar así sacándoles provecho. La necesidad de crear nuevas interfaces de conexión ha llevado también a evolucionar el factor de forma de estas unidades, encontrando infinidad de variantes a día de hoy.

SSD SATA III: bueno, bonito, barato

Los SSD con interfaz  SATA son los primeros tipos de SSD que salieron, de los que siempre hablamos. El factor de forma más común es el típico disco duro de 2.5 pulgadas. No existen SSD de 3.5, como sí existían de los antiguos discos mecánicos. (Bueno, no voy a mentirte, sí existen, pero no han triunfado. Seguramente, no los verás jamás).

Image comparing between different HDD sizes

Diferentes tamaños de discos duros clásicos

Los discos SSD comenzaron a fabricarse con el estandar de 2.5 pulgadas simplemente para respetar el estándar de aquel entonces y facilitar así la inclusión de este tipo de almacenamiento tanto en la industria, al fabricar nuevos equipos, como en nuestros hogares, al actualizarlos. Pero el hecho de que tuvieran esa forma no significa nada. Existen también sicos SSD de interfaz SATA con factor de forma conocido como 1.8 pulgadas. Yo, personalmente, no he visto ninguno, pero la diferencia sigue siendo solo el tamaño, funcionan igual de rápido y cuentan con la misma tecnología.

2.5 versus 1.5 ssd size compared

Comparación entre 1.8 y 2.5 pulgadas

Este tipo de SSD es el más recomendado, ya que son los más baratos. Pero además cuentan con otra enorme ventaja: son el tipo de SSD en el que más se nota el salto de rendimiento. Es decir: si pasas de un disco mecanico a un SSD convencional, con SATA 3, vas a notar mucho más el cambio que si pasas de un SSD normal a un NVME (que explicaré más adelante). Así que, ¿para qué gastar más?

Además, este tipo de SSD son los que más recomiendo porque son compatibles con cualquier ordenador actual. Un SSD SATA es lo más rápido que vas a poder conectar. Para n otros tipos más rápidos, necesitas unos conectores especiales (te cuento ahora, tranquilo).

SATA 3, SATA 2… ¿tiene importancia?

Sí, tiene importancia, pero no es crucial. La diferencia entre SATA 3 y SATA 2 es, como su nombre indica, que SATA 2 llegó antes que SATA 3 y, por tanto, es más vieja y lenta. ¿Puedo usar un SSD SATA 3 conectado a un puerto SATA 2? Sí, va a funcionar. Pero habrás pagado por un disco que trabaja hasta 600mbps y te va a funcionar a bastante menos velocidad (la mitad, para ser exactos). Consejo: si en 2020 tienes un equipo que sólo tiene puertos SATA 2, mejor cambia de equipo. Seguramente encuentres equipos decentes con el SSD ya preinstalado.

PCIe. Rápido, rapidísimo (y caro)

¿Conoces esos slots planos y alargados donde va conectada tu tarjeta gráfica? Pues eso es un PCI Express (PCIe). Existen 4 generaciones. La última es capaz de transmitir datos hasta 2000MBps. Sí, pone DOS MIL. Es decir, 2GBps. Como podrás suponer, si la conexión admite más velocidad, se pueden aprovechar chips más rápidos. Es por eso que este tipo de SSD son los más rápidos actualmente. Los tienes con forma de tarjeta gráfica o con factor de forma M.2.

All ssd sizes: pci, nvme and sata 2.4, and m2

Comparación de SSD PCIe junto a los demás

Aunque tienen diferente forma, ambos se comunican con tu procesdor a través del bus PCI.

NVME, ¿qué pinta aquí?

La evolución de los buses de comunicación no ha afectado únicamente al factor de forma de nuestros dispositivos de almacenamiento. También han evolucionado los controladores. NVME es un controlador de comunicación pensado para sacar mayor provecho a las nuevas unidades, cada vez más rápidas. Ha llegado para sustituir al antiguo AHCI. No hace falta entrar en detalles, en la siguiente imagen se aclaran las ventajas técnicas:

Descripción de los datos técnicos de los controladores AHCI y NVME

Datos técnicos AHCI vs NVME. Fuente: Kingston

Actualmente, las unidades sólidas con interfaz PCIe NVME son las mejores, sin lugar a dudas. No obstante, son también mucho más caras. La mayor pega de estas potentísimas unidades es que, si ya has dado el salto de un disco duro mecánico convencional a un SSD normal, de los que usan SATA III, no vas a notar tanta diferencia. Por lo tanto, en la mayoría de los casos, considero innecesaria la inversión extra es estos tipos de SSD. No obstante, continúa leyendo para conocer qué marcas y modelos te conviene más tener en cuenta.

CUIDADO!: que no te den gato por liebre

Fíjate en la siguiente imagen:

Formato M2: comparación entre SATA II y NVME

En factor de forma M2, podemos encontrar unidades SATA o NVME

Parecen iguales, ¿verdad? Pues no. El de arriba (que tiene sólo una muesca) es NVMe (como podemos ver en su esquina superior derecha). El de abajo, aunque utiliza la misma conexión, podemos ver que tiene dos muescas en lugar de una. Este utiliza SATA convencional. Aunque usan el mismo puerto, el NVMe es mucho más rápido que el SATA, ya que el sata funciona a la misma velocidad que los SATA que hemos mencionado. Como puedes ver, el primero (con NVMe) es más caro que el segundo, que usa SATA III.

Pues eso: cuidado con que intenten venderte un SATA a precio de NVMe. Como has visto, ¡son muy parecidos!

Modelos recomendados

Te dejo a continuación enlaces a los 3 modelos que más recomiendo. Dos son SATA III porque que son los mejores en cuanto a equilibrio de rendimiento por cada euro pagado. El tercero es un NVMe, por si buscas rendimiento de élite:

He recomendado esas tres marcas porque son las que he podido utilizar en mi día a día, así que te aseguro que van a funcionar muy bien. Los tres modelos que te recomiendo los he usado y no, no me los han regalado para promocionarlos. Los he pagado yo de mi bolsillo y son los SSD que he ido utilizando en mis últimos equipos. La información que aparece aquí esta muy resumida, sigue informándote y compra según tu propio criterio. Nunca dejes de aprender.

2 comentarios

  1. jesus

    que tal me gusta la información que compartes, tengo una dell inspiron 15 3000 series i7,
    8 ram y por ella es que me encontré tu foro, me gustaria adaptarle un ssd y aumentar mi ram en otro articulo comentaste sobre remplazar la unidad óptica que me recomiendas.
    saludos…….=), la uso para practicas de programación de plc´s

    • Urbano Villanueva

      Al precio que están los SSDs hoy en día, te recomiendo montar un ssd de 500GB y te va de sobra. Los mejores son los samsung, si quieres algo más barato suelo recomendar crucial o kingston. Todas estas marcas las he probado. Esisten otras opciones más baratas como esta pero yo no las he probado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*